Comienza la pesadilla de la deportación y el Gobierno mexicano no puede hacer nada

Deportación
Ya comenzó la pesadilla para muchos mexicanos en Estados Unidos por las deportaciones que iniciaron en el país del norte FOTO: WEB

La deportación de la mexicana Guadalupe García de Rayos, quien fue detenida cuando asistía a las oficinas del ICE en Phoenix, como ha había hecho cada año desde 2008 para renovar el permiso conocido como ‘permanencia de remoción’, sólo es el principio del éxodo de mexicanos a nuestro país.

Ahí están las consecuencias de una política mexicana migratoria mediocre y la obstinación de un presidente republicano por limpiar a los Estados Unidos de migrantes. Los intentos de parar esta política ofensiva y humillante contra los connacionales no han dado resultados al gobierno mexicano. El hecho de que el mismo presidente Peña Nieto vaya a recibir a los mexicanos deportados, significa que no tiene otras alternativas.

La llegada de los próximos miles de deportados será una papa caliente para las autoridades mexicanas. Ellos se fueron del país que los vio nacer para buscar empleo, un empleo que el gobierno mexicano no les pudo ofrecer. Esa es la realidad y desgraciadamente el futuro para los paisanos radicados en el país vecino se presenta negro y sombrío.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.