Héctor Yunes, un “destape” silencioso

- en Opinión

Édgar Hernández* / Así se escribió la historia:

La intempestiva presencia en Veracruz de Miguel Angel Osorio Chong para informar a Javier Duarte la decisión presidencial; el sorpresivo arribo de Manlio Fabio Beltrones para instruir y descartar a su par priista Alberto Silva, y el súbito arribo de Luis Videgaray a tumultuoso acto agrario acompañando al “fiel de la balanza” Enrique Peña Nieto, marcaron el camino.

A ello se sumó la virtual entrega de la plaza “los pepistas entregamos todo nuestro apoyo a Héctor Yunes Landa” informa el enviado de Pepe Yunes, el empresario Ernesto Aguilar Yarmuch, en apresurado encuentro del aspirante priista con 600 prominentes representantes del sector privado veracruzano.

Así, en fino manejo, en operación encubierta y alejada del ruido mediático se gestó el nacimiento del próximo candidato a la gubernatura 2016-2018 que recaerá, tal como se venía especulando, en Héctor Yunes Landa.

Queda pues definido el rumbo que tomará el PRI para lo que se espera sea la contienda electoral más cerrada en 86 años de historia del partido dominante en Veracruz.

Para las siguientes horas todo es cuestión de trámite.

El Comité Ejecutivo Nacional del PRI ya tiene lista la Convocatoria a publicarse en breve misma que abrirá las puertas a su “candidato de unidad” con un registro único en favor de Héctor Yunes Landa, que se oficializará con su proclamación en Convención de Delegados.

Todo ello tendrá que darse en los siguientes diez días para que de inmediato el aspirante Héctor Yunes Landa inicie su precampaña de 45 días por la entidad como paso previo a la formalización de su candidatura y porque además es requisito estatutario.

Así, los esfuerzos por atajar a Héctor se vinieron abajo ante la firme determinación del centro.

El ruido provocado por jugadas de última hora como el “destape” de Jorge Carvallo por el Partido Verde, la embestida de Miguel Angel Yunes  contra Héctor en el marco de la inminente coalición PAN-PRD y el presunto adelanto de licencia a la diputación federal de parte del aspirante Alberto Silva para inscribirse como candidato a la candidatura a la gubernatura, obligaron a la solución final.

Se encendieron los focos rojos del centro y se tuvo que actuar.

Se tuvieron que implementar acciones de última hora como el traslado intempestivo del secretario de Gobernación de México, Miguel Angel Osorio Chong, a Veracruz.

Tras inocuo acto juvenil la noche de este martes en el puerto de Veracruz para encabezar la toma de protesta de Kevin Ochoa Enríquez como presidente de la “Vanguardia Juvenil Agrarista de la CNC”, Osorio dijo con señalada molestia, que “el presidente de la República Enrique Peña Nieto sabe hacer política de la buena no de la que genera enconos y pleitos como muchos lo quieren”.

Al final del acto Duarte y Osorio dialogaron en un privado en el Fiesta Americana de Boca del Río y por más que Duarte quiso primero imponer a Alberto Silva y luego a Pepe Yunes, la instrucción era clara “¡Va Héctor!”

Eso fue la noche del 5, ya que para el seis de enero el dirigente nacional priista Manlio Fabio Beltrones se trasladó al Heriberto Jara en un avión privado hasta donde llegó a recibirlo Alberto Silva Ramos.

Fue en los hangares.

De ahí se trasladarían a un sitio privado donde sostendrían una reunión ejecutiva en donde estuvo presente el senador Pepe Yunes.

En ese escenario más que convencimiento alguno para el llamado “Cisne” lo que se dio fue un “encuentro de coordinación” para dar a conocer la decisión del “Fiel de la Balanza”, la del primer priista Enrique Peña Nieto, en favor de Héctor Yunes Landa.

Ello al tiempo que Pepe Yunes daba cuenta al dirigente priista estatal de su decisión formal de sumarse con todo el apoyo en favor de Héctor.

En paralelo se aprovechó la visita del secretario de Hacienda, Luis Videgaray para acordar con el gobierno estatal las acciones de carácter financiero para equilibrar el desánimo veracruzano y obtener las garantías de que la autoridad local actuará con probidad.

Así, la misma noche del miércoles 6 de enero ORFIS y la Comisión de Vigilancia del Congreso del Estado dan cuenta de desvíos y acciones consecuentes en contra de municipios que incumplieron la rendición de cuentas. Adelantan asimismo acciones legales.

En paralelo se informa a la opinión pública el pago de la segunda parte de los aguinaldos a burócratas y la liberación de saldos pendientes con jubilados y pensionados.

Por tanto, el evento del 101 Aniversario de la Promulgación de la Ley Agraria,  que encabezó el presidente Peña Nieto en  el WTC solo sería de ornato.

Y como colofón ya para la noche de este mismo 6 de enero en apurado acto de la iniciativa privada que reunió a constructores, comerciantes e inversionistas en el “Domo” de Xalapa,  los “Pepistas” encabezados por el empresario Ernesto Aguilar Yarmuch entregaron, por mandato de Pepe Yunes, su total apoyo.

“Los pepistas entregamos todo nuestro apoyo a Héctor Yunes Landa”, dijo Aguilar Yarmuch en medio de la algarabía de centenares de empresarios a quien Héctor Yunes les dio la noticia de que “ahora sí” se les va a pagar.

Al evento del Domo, Palacio de Gobierno envió a dos avales.

Uno, la fúnebre presencia de un derrotado secretario de Gobierno, Flavino Ríos que no sabía si llorar o reír al igual que un desencantado Erick Porres Blesa, secretario de Desarrollo Económico, quien nunca supo por qué su jefe Duarte lo había enviado a un acto donde fue ignorado y despreciado.

Así se escribió la historia de un “destape” anunciado.

Lo pactado días y horas previas se respetaba y lo que estaba dicho quedaba escrito en letras de sangre. Héctor Yunes Landa, tal como se había venido adelantado tras la declinación de Pepe Yunes a mediados de noviembre, quedaba tocado por el señor.

Será el candidato del PRI al gobierno bianual 2016-2018 llevando como adversario en lucha a muerte, a su primo hermano, el diputado federal Miguel Angel Yunes Linares, quien es el virtual candidato de la coalición PAN-PRD a lo mismo.

Dos Yunes que van por lo mismo llevando una sola bandera, cárcel para los saqueadores de Veracruz.

Tiempo al tiempo.

 

*Premio Nacional de Periodismo

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.