FGE no da resultados: familiares de desaparecidos

- en Carrusel, Estatales

Juan David Castilla / Xalapa, Ver. La Fiscalía General del Estado (FGE), a cargo de Luis Ángel Bravo Contreras, carece de resultados en cuanto al esclarecimiento de casos de desaparecidos que se han registrado en Veracruz.

Familiares y amigos de desaparecidos denunciaron esta situación, al protestar después de las 19 horas del domingo en Plaza Sebastián Lerdo de Tejada, también llamada Plaza Regina Martínez por el gremio periodístico en exigencia de justicia por el asesinato de periodistas durante esta administración estatal.

Durante el Día Internacional de las Desapariciones Forzadas, el integrante del Colectivo por la Paz Xalapa, Carlos Saldaña Grajales, acusó que las autoridades de la FGE sólo da largas.

«En el colectivo somos 26 familias buscando a alguien por estas causas. Lamentablemente a la fecha lo que hace la Fiscalía General del Estado es lo de siempre; dar largas y seguir con los supuestos protocolos de búsqueda que tienen».

El activista lleva casi tres años con nueve meses, buscando a sus hijos Karla Nayeli Saldaña y Jesús Alberto Estrada Moreno; desaparecieron el 29 de noviembre del año 2011, junto con otros 12 jóvenes.

La mayoría de los familiares de las víctimas han tenido que investigar por su cuenta para dar con el paradero de sus seres queridos, toda vez que hay evidencias que vinculan a policías en los plagios.

En noviembre de 2013 interpuso una denuncia contra autoridades federales por la posible participación de elementos de la Policía Intermunicipal Xalapa-Banderilla-Tlalnelhuayocan, por lo que sospecha que las investigaciones no se efectuaron debidamente por la FGE.

En noviembre del 2013 denunció a autoridades federales que el auto de su hija, un Peugeot azul, apareció en manos de Isaac Moreno, quien después de una breve estadía en el Penal de Pacho Viejo confesó que se lo había “dado a reparar” su ex compañero Filiberto Rojano.

«Cuando lo detuvieron debido a que un familiar mío vio el coche de mi hija, él dijo que el vehículo se lo había dado a reparar un tal Filiberto Lozano. En ese momento la procuraduría no hizo nada, pues argumentaron que dicha persona no existía».

«Pero después de año y medio, luego de acceder al expediente tras exigírselo ya a la Fiscalía, nos dimos cuenta que sí existía Filiberto y que se había se había accidentado en la carretera a Coatepec perdiendo un brazo, yo denuncié eso y se los tuve que poner prácticamente, por eso hoy se encuentra preso», relató.

Actualmente, Moreno se encuentra libre y prófugo, ya que solo se le acusó de posesión ilegal de un vehículo y fue liberado fácilmente de la cárcel; hasta el momento, no se sabe qué pasó con sus hijos y los otros jóvenes desaparecidos.

«Ellos serían los principales responsables ya que tenían el vehículo de mi hija, pero algo curioso es que ambos eran policías intermunicipales porque esta corporación desapareció en mayo de 2012, seis meses después de que desaparecen mis hijos también se extingue esta corporación siendo ellos policías», remató.

Los familiares de desaparecidos se reunieron cerca de la avenida Murillo Vidal y posteriormente marcharon al primer cuadro de la ciudad.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.