Discurso del Gobernador Yunes en la inauguración del Almacén Granelero de DICONSA, en Perote

DICONSA
Discurso del Gobernador Miguel Ángel Yunes Linares en la inauguración del Almacén Granelero de DICONSA, en Perote FOTO: CGCS
- en Carrusel, Comunicados

San Antonio Limón, municipio de Perote, Ver. Muy buenos días. Tardes ya.

Señor Presidente de la República, pensaba decirle “bienvenido a Veracruz”, pero la bienvenida se la han dado ya, con cariño y con emoción, miles de veracruzanas y veracruzanos, reunidos aquí en Perote. Bienvenido a Veracruz, señor Presidente de la República.

Bienvenido a Perote, la joya de nuestro altiplano, cuna de gente buena, honesta y trabajadora.

Este valle, que hasta hace unos años era sinónimo de pobreza y abandono, hoy florece, gracias al esfuerzo de quienes lograron vencer las condiciones climáticas y la falta de agua superficial.

Hoy, es uno de los centros de producción de alimentos más importantes de Veracruz y de México.

Aquí se produce papa, trigo, cebada, haba, zanahoria, y es también uno de los centros más importantes de producción porcícola del país.

Llega a usted a un Veracruz que vive un nuevo amanecer. Hoy gozamos de estabilidad política y de paz social.

Finanzas públicas sanas permiten que el Gobierno del Estado invierta en infraestructura carretera, educativa y de salud, y en programas sociales para abatir la pobreza.

Estamos lejos, muy lejos de la quiebra en que nos encontrábamos en diciembre de 2016. Veracruz vive también una mejor situación en materia de seguridad pública.

De acuerdo a datos oficiales del Sistema Nacional de Seguridad Pública, pasamos del lugar 9 al lugar número 17, en el comparativo enero-febrero 2017-2018.

En esta nueva etapa de un Veracruz pujante, en desarrollo y más seguro, está la mano solidaria del Presidente Peña Nieto, quien, cuando estuvimos en la peor crisis, y no se me olvida, siempre nos dio su apoyo total para superarla.

Gracias, de nuevo, señor Presidente de la República.

Quiero destacar, en especial, el gran apoyo que hemos recibido del Gobierno Federal para mejorar los niveles de seguridad, en particular, de las Fuerzas Armadas y de la Policía Federal.

Miles de soldados y marinos participan en apoyo de nuestros elementos de seguridad, para garantizar una vida más tranquila a todos los veracruzanos.

Como parte de este esfuerzo, en fecha muy reciente, se creó, aquí en Perote, un batallón del Ejército Mexicano. Nuestro reconocimiento a las Fuerzas Armadas y a su Comandante Supremo.

En este escenario, Veracruz se dispone a vivir un proceso electoral inédito. Casi seis millones de electores, muchas más mujeres que hombres, por cierto, tienen derecho a elegir a quienes serán sus gobernantes y representantes federales y locales.

Y permítanme hacer una reflexión, haciendo uso de mis libertades.

Conozco bien al pueblo de Veracruz; es un pueblo informado y maduro, reflexivo, que piensa su voto y, por ello, votará en la más absoluta libertad.

Por eso, creo que este pueblo no votará en favor de quien más denuncias periodísticas presente contra el Presidente de la República; tampoco contra quien presente más denuncias periodísticas contra otro de los contendientes, tratando de hacerlo parecer como el hombre más rico de México.

Mucho menos, votará contra quien se asume como domador insustituible y amenaza soltar a los tigres si no gana la elección y encerrarse en uno de sus ranchos; tiene varios, para ver como los tigres destrozan al país.

Por cierto, un paréntesis: puedo decir, sin lugar a equivocarme, que son tigres de papel.

Apenas el sábado pasado hicieron un ensayo; mandaron sus tigres a Xalapa a provocar desórdenes.

De inmediato, los enjaulamos y los regresamos a Chiapas, de donde los trajeron; antes de irse, esos tigres pagaron su multa, como cualquier otro infractor de la Ley.

Tampoco votarán los veracruzanos por quien ofrece el perdón de los delitos, como si los delitos fueran pecados y no agravios contra las personas y la sociedad.

Hasta donde sabemos, sólo Dios puede personar, y Dios no ha obtenido su registro en el INE como candidato a la Presidencia de la República.

Aquí, apenas a 20 kilómetros, se encuentra el Penal Federal de Villa Aldama, donde miles de peligrosos delincuentes compurgan sus penas. No se abrirán las puertas del penal, ahí tienen que seguir los delincuentes; el penal seguirá siendo penal, no se convertirá en monasterio.

¿Por quién pienso que sí votarán los veracruzanos?, por el candidato que tenga la mejor propuesta para volver a impulsar el desarrollo económico y el empleo en Veracruz; por quien nos diga qué hará para que más de seis millones de veracruzanos salgan de la pobreza.

Votaremos por quien asuma la Reforma Educativa como un camino a la modernidad y la transformación profunda de México y Veracruz.

Votaremos por quien ofrezca la mejor solución para combatir la inseguridad; con prevención, sí, pero también con trato severo a los delincuentes.

Votaremos por quien no ponga en riesgo la estabilidad política y económica de México.

Señor Presidente: Ese es el Veracruz que hoy, con mucho, gusto lo recibe.

Le digo, con aprecio y afecto, que Veracruz es su casa hoy y lo será también mañana.

Lo esperamos, de nuevo, muy pronto en Veracruz.

Muchas gracias.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

  1. yo vote por ese tipo de gobernador que ofrecio mejoras en la inseguridad dijo que en 6 meses terminaría con la inseguridad y la triste realidad me ha decepcionado rotundamente y saben porque, porque siempre criminaliza a las victimas sin antes tener las pruebas suficientes en pocas horas su cerebro el fiscal yo creo le pasa nota y peor esas niñas acribilladas en orizaba las tacha como delincuentes mientras a otros los detiene sin ningún disparo, que incongruencias, por las balas perdidas también se han cobrado vidas de inocentes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *