Día Internacional de los Archivos y, el mercado negro de libros y documentos antiguos

Archivos
Archivos antiguos FOTO: WEB
- en Opinión

Jorge Díaz Bartolomé / La cultura en un sentido amplio es la manifestación de las distintas formas de expresión en una sociedad, como sus costumbres, gastronomía, normas de comportamiento, tipo de vestimenta, entre otras cosas. El patrimonio cultural es la herencia que se transmite de generación en generación a través de diferentes formas como pueden ser la arquitectura, las tradiciones -que pasan a formar parte de el patrimonio intangible- y la memoria de una sociedad resguardada en los llamados archivos. 

La hemeroteca preserva y clasifica las publicaciones periodísticas de la prensa, la fototeca hace los mismo con las fotografías, de esta manera nos ayuda a entender en una manera gráfica la evolución de las sociedades, principalmente de la segunda mitad el siglo XIX a la época contemporánea; la biblioteca resguarda los libros, la mapoteca los mapas, entre otros. En los pueblos y ciudades existen los archivos parroquiales, notariales y municipales.

Los archivos parroquiales son los registros sacramentales de los bautizos, matrimonios y defunciones resguardados durante siglos, haciendo que estos tengan un valor incalculable; la enorme cantidad de documentos generada durante siglos hacen que exista un mayor sentido de conservación. 

A lo largo del territorio veracruzano podemos ver gran cantidad de parroquias que conservan todo ese testimonio, entre más pequeño es el pueblo, más riesgo existe de que se pierda determinada información. Los investigadores en historia recurren a ellos frecuentemente para dar constancia del desarrollo de la sociedad en que se han enfocado. El investigador Gilberto Bermúdez Gorrochotegui nos dice que no existen registros históricos de Xalapa entre 1536 y 1578, toda esa información se perdió con el paso del tiempo y esto nos habla de la importancia de tener una mayor observación en los instrumentos de consulta y control archivístico.

Los archivos notariales resguardan los documentos que se generan en una notaría como compra-ventas y sucesiones testamentarias que, generalmente están mejor protegidos sin el riesgo que pudiera generar el paso del tiempo.

Los archivos municipales resguardan la historia local y son públicos, su control en la mayoría de los casos, no reúne las condiciones para su conservación y generalmente se pierden documentos en los cambios de administración.

El Archivo Municipal de Orizaba fue renovado e inaugurado en 1991, fue declarado Patrimonio Cultural de Orizaba en 2005 y hoy, es un ejemplo de la intención de dejar resguardado el legado de siglos atrás de una manera seria, para futuras generaciones. 

Se deben realizar gestiones para la rehabilitación integral del Archivo Histórico Municipal, sin embargo hay que ir más allá, se tiene que recurrir a fundaciones especializadas para el rescate de los archivos municipales en el estado, en especial el de la capital veracruzana; ya se han dado casos como por ejemplo, el extravío de la carta de Ambrosio Alcalde o, lo que sucede en el mercado negro de libros y documentos antiguos, que es un tema recurrente que valdría la pena señalar.

Es importante que la autoridad municipal se apoye en asociaciones civiles comprometidas con el patrimonio histórico, para que éstas realicen gestiones con fundaciones especializadas en el tema, y de esta manera quede protegida la memoria de Xalapa.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*