Yunes Linares da la cara; enfrenta a los vándalos en el centro comercial Las Brisas

Puede haber elementos para criticar el gobierno de Miguel Ángel Yunes Linares, algunos nuevos críticos están pendientes de cualquier traspié para señalar con su dedo flamígero al hombre que tiene poco más de 30 días en el gobierno de Veracruz. Sin embargo, de lo que no se puede criticar al gobernador es de los arrestos que tiene para salir y enfrentar los problemas.

Yunes da la cara, y no sólo a los periodistas que tergiversan sus dichos, da la cara al pueblo y da la cara a los vándalos que han salido de sus casas con el propósito de sacar algún provecho del caos que ha originado el gobierno de Enrique Peña Nieto. Yunes dice que de él no depende el alza de las gasolinas, enfrenta a la multitud que le reclama trabajo, comida y justicia y les pide que no se arriesguen a ser detenidos por la policía porque eso los podría llevar a 10 años de prisión.

La gente lo vitorea, pero al mismo tiempo le muestra su indignación. Sin embargo, Yunes Linares sólo puede ofrecer de sus propios bienes una despensa para aquellos que tienen hambre y la promesa de hacer todo lo posible para que se puedan crear fuentes de empleo. Pero vandalizar en centros comerciales sólo inhibe la inversión en Veracruz lo que significaría menos trabajo.

¿Son acertadas las estrategias del gobernador de dar de sus propios bienes despensas a los inconformes? Como quiera que sea, como lo quiera usted ver, el caso es que el gobernador del estado de Veracruz da la cara a los problemas, no los evade. El día de mañana a los que no escuchen su advertencia, les tendrá que aplicar todo el peso de la ley.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*